Si te gustan las series de mafiosos, te gustará ‘Peaky Blinders’

Peaky Blinders, creada por Steven Knight, trata sobre una familia de hermanos que se dedican a las apuestas ilegales. Una familia ubicada en el Birmingham de principios de siglo 20, lúgubre y sucia. Los Shelby son mafiosos profesionales, realmente buenos en lo suyo; mantener y alimentar el miedo y usarlo como su mejor arma. Y es que Peaky hace referencia al tipo de gorro que usan, y Blinders a que dejan ciego al que les lleve la contraria con unas cuchillas que llevan enganchadas justamente en esos peaky hats, vamos, que sangre se ve y a borbotones.

Llamó mi atención una serie inglesa de mafiosos porque tengo una debilidad absoluta por las series inglesas. Entre otras muchas cosas porque en las series inglesas ves gente de físico normal, gente que te puedes encontrar por la calle, no esas bellezas de otros planetas, cuerpos moldeados por y para dioses, en fin, lo aburrido y habitual. Como ese cuerpo y cara no tan habitual que tiene Cillian Murphy.

La actuación de Cillian Murphy es simplemente magistral. Su personaje, Thomas Shelby, es el principal de la serie, el cabeza de familia, el cerebro de los negocios. Amargado, severamente traumatizado, a la vez esperanzado, padre y responsable de toda su familia y demás acogidos, siempre oculta sus momentos de debilidad -no podría ser de otra manera si quieres ser un buen mafioso-, y hace alarde de su crueldad cuando se le requiere. Cillian tiene una de esas caras que se te quedan en la retina, seguro que le ponéis cara rápidamente.


Todos los actores y sus personajes son una maravilla absoluta. Y es que estos hermanos vienen de luchar en Francia en la Primera Guerra Mundial, y cada uno se ha traído y muestra sus traumas. Y eso es lo que suelen tener en común estas series de mafiosos, enfermedades mentales no tratadas,
mucho menos aceptadas y habitualmente ocultadas. Peaky Blinders tiene además esa maravillosa habilidad de ponerte del lado del villano. Vas de la
mano de Thomas Shelby allá donde te quiera llevar, y tan feliz, eh, y no es solo por esos ojos azul intenso, no. Pasa como en la serie Los Soprano o Dexter, que te pones de parte del malo, supongo que es porque despierta en ti ese sentimiento de proteger al que sufre, y todos estos personajes sufren de manera brutal y habitual.


La serie además crea una imagen de lo que fue el Birmingham de principios del siglo 20. Una ciudad oscura y llena de fábricas lúgubres. Las primeras sufragistas, incluso las primeras mujeres sindicalistas hacen su aparición en la serie. Esa lucha y valentía que por aquel entonces marcó la diferencia. No es que den una clase de historia pero sí se ve cuál era el triste papel de la mujer por aquel entonces. Resumiendo, ve la serie si te gustan los personajes atormentados y complicados, el drama y algo de política, porque sí, Thomas Shelby no solo llega a la política (oh, sorpresa, o no tan sorpresa con tanta mafia en la política) sino que llega a trabajar para el mismo Winston Churchill.

Una serie para amantes de la mafia, la Inglaterra más sórdida y los personajes desarrollados que tienes disponible en Netflix

Este texto está escrito por Sonia S. Vidal. Sonia es correctora y lectora beta en killedbytrend . Puedes seguirla en Twitter e Instagram.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .